Kenzo H&M. Regulín, regulán

Eventos, LifeStyle, Moda Hombre, Tendencias

A dos meses escasos del lanzamiento de la colección de Kenzo para H&M, el misterio sigue flotando en el aire. Los detalles se van soltando con cuentagotas y la intriga y la tensión por saber más es cada vez más grande entre los seguidores de las colaboraciones de la firma sueca.
Por suerte, ya se ha dejado caer alguna imagen que no deja ver por dónde van a ir los tiros…y no sé yo qué decirte.

kenzohm

Vamos por partes. Esta de aquí arriba es la primera imagen que he podido ver de la colección. El modelo, Oko Ebombo, un músico francés, lleva una prenda espectacular de corte militar en color verde con cuatro bolsillos que, a pesar de que no es estética 100% Kenzo, tiene toda la pinta de ser una de las prendas estrella del lanzamiento. Pero ¿y lo otro? ¿Qué hacemos con el total look atigrado que nos presenta? A ver, esto es como todo, p’a gustos los colores…pero para mí en este caso ya ni eso. El color verde apagado de la bandolera no lo quiero ni regalado, y el rosa pálido de los pantalones ni regalado ni encontrado. Rescato, eso sí, los tabis (calcetines tradicionales japoneses) azules, ya que me parecen un accesorio original por sí solos y ya con el estampado lo petan del todo.
Me queda el alivio de que esto es sólo un avance y que las magníficas sudaderas de Kenzo, las zapatillas y las camisetas estampadas también formarán parte de todo esto. Y cuando digo estampados me refiero a OTROS estampados, no a uno mismo para toda una colección. Échale un vistazo en su web a lo nuevo y dime si te gusta más o menos que lo poquito que hemos podido ver para H&M.

sudadera-kenzo

Además, he encontrado el vídeo de la sesión de fotos para la campaña y lo poquito nuevo que podemos ver es más de lo mismo y con el mismo estampado y colores. Sin embargo, otra pinta tiene la parte femenina, que parece que nos va a ganar. Lo que tengo claro, y no me gusta comparar (pero lo haré), es que no se acerca ni de lejos, por el momento, a lo vivido con la Balmaination el año pasado.

Mira que no hay quien le guste más un animal print que a mí, pero aquí nos hemos columpiao. Haré lo posible por hacerme con los calcetines y la bufanda. Lo demás os lo dejo, y ya hay uno menos con el que darse tortas por comprarlo. Peeeeero…por ahora! Que lo mismo he hablado antes de la cuenta y resulta que lo que queda por salir es de traca.